Intraid atendió un 22% más de pacientes que en 2017


December 26, 2018 Noticias

bien las cifras son preliminares porque aún no ha acabado el año 2018, de enero a noviembre el Instituto Nacional de Prevención, Tratamiento y Rehabilitación de Drogodependencias y Salud Mental (Intraid) atendió 7.349 pacientes en consulta externa, lo que supone un incremento del 22 por ciento respecto al año pasado en el mismo lapso.

Cifras
La directora del Intraid, Raquel Caero Rodríguez, informó que en el Plan Operativo Anual (POA) programaron la atención en consulta externa para 6.000 personas, en base a la cifra que se atendió en 2017 que fue de 6.808 pacientes, sin embargo, aún no culmina el año y ya se superó esta cantidad.

“Para 2018 Teníamos programado en el POA recibir en consulta externa esa cantidad, pero hasta noviembre se superó esa cifra, eso implica que para el próximo año se debe programar un número superior de atención, hemos superado el 100 por ciento de lo que debíamos recibir y seguramente se incrementará con los que se atiendan en diciembre”, explicó.

En 2017 se habían programado 5.000 prestaciones –cifra a la que se llegó en 2016, agregó, pero hasta noviembre de ese año se habían realizado más de 6.000, lo que implicaba un 36 por ciento de incremento, por esta razón para 2018 se tomó como referencia esa cantidad para incorporarla en el POA.

Se debe tomar en cuenta que no solo es la atención al paciente, sino también se realiza un abordaje a su familia o a su entorno ya sea en el ámbito laboral o educativo. Esto incluye actividades psicoeducativas, orientaciones, terapia de familia, de pareja, y otros servicios adicionales.

Detalló que si se realiza una comparación con gestiones anteriores, en todas siempre hay un incremento, nunca se mantuvo o redujo el número de consultas, lo que se traduce en la mayor demanda, en primer término todos los problemas relacionados al alcoholismo, como síndromes de dependencia, de abstinencia e intoxicaciones, “que siempre están en la primera línea de la consulta externa y alcanza a un 30 por ciento de las atenciones realizadas en lo que va del año. Inmediatamente por debajo se encuentran las patologías mentales como la depresión y la ansiedad o la conjunción de ambos, con un 24 por ciento y el resto de las atenciones se distribuyen en las adictivas, consumo de sustancias ilegales, la marihuana en primer lugar, luego la pasta base de cocaína y el clorhidrato de cocaína.

Se encuentran también las adiciones a psicofármacos que son medicamentos utilizados para el manejo de pacientes, pero que muchos lo usan con un fin recreativo y finalmente las drogas de diseño como las anfetaminas, “éxtasis” y los inhalables. “Hace años atrás ya no se veía a inhaladores de clefa o pegamento, pero en este último tiempo ha vuelto a resurgir. Estas adiciones no solo involucran a personas adultas, sino en mayor proporción a menores de edad y se van incrementando cada vez más”, advirtió.

Las ciudades que más consumen alcohol en Bolivia

Según un estudio reciente, avalado por el Ministerio de Salud de Bolivia, siete de cada 10 bolivianos a partir de los 19 años consumen bebidas alcohólicas y es en las ciudades de La Paz, Sucre y Tarija donde se reporta la mayor cantidad de personas que lo hacen. La información la brindó en abril de este año el viceministro de Seguridad Ciudadana, Wilfredo Chávez.

“Se dice que un 69% de la población anualmente consume por lo menos una vez alcohol, es decir siete de cada 10 bolivianos de edad media y jóvenes a partir de 19 años están consumiendo licores de pésima calidad”, fue el resultado que determinó el estudio.Según los datos revelados, los jóvenes tienden a consumir bebidas de mala calidad porque el precio es accesible, y no toman en cuenta los efectos que pueden producir en la salud.

Según el reporte preliminar, el alcohol es la droga lícita de mayor consumo en el país. Es así que el 56% de la población encuestada refirió haber consumido alcohol alguna vez en su vida; el 38 % informó que lo hizo el último año y el 25%, el último mes.
Cabe resaltar, que según un estudio realizado en 2015 por parte de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Bolivia es el país que consume menos alcohol como el whisky, ron y vodka en la región.// El País

Compartir: