Así te afecta el alcohol a partir de los 40 años


May 8, 2018 Noticias

v>No son imaginaciones tuyas, cada vez tu cuerpo lo tolera menos. Es difícil resistirse a la tentación, pero debes hacerlo por el bien de tu salud.

Si llegar a los treinta supone casi siempre una crisis monumental, llegar a los cuarenta no es muy diferente, a veces mucho peor. Llegar a este punto vital se convierte en un hito, pero adaptarse a los problemas de salud que conlleva se convierte en una pesadez. Aunque es posible que hayas llegado sin ningún achaque, es hora de hacerse un chequeo y empezar a cuidarse de verdad.

Un cambio muy importante al que debes hacer caso es tu ingesta de alcohol. Ya no tienes dieciocho años y tu organismo reacciona de otra forma. Cómo te afecta y lo que acarrea puede ser peligroso. Pon atención a las reaccionesque sufrirás si consumes demasiada cantidad.

Ansiedad y depresión

Si bien recurrir al alcohol para relajarse parece una opción fácil de manejar, el aumento de su ingesta puede intensificar los cambios de humor y los trastornos de salud mental. Practica yoga, meditación y masajes, son alternativas saludables para lidiar con cualquier cambio en la mediana edad.

Tu metabolismo también se ralentiza un 5% por cada década después de llegar a los 40 y así te das cuenta de que es aún más fácil ganar peso.

"Automedicarse con alcohol o drogas para superar esas enfermedades puede aumentar el riesgo de problemas de abuso de sustancias a largo plazo, sin abordar los problemas subyacentes", asegura James M. Bolton, autor del estudio.

Apoplejía

La prevención de derrames cerebrales debe ser una de las áreas en las que debes enfocar, ya que sus riesgos aumentan a medida que envejeces, especialmente después de los 55 años. Las mujeres ya son más propensas a los accidentes cerebrovasculares que los hombres y una persona sufre de estos ataques cerebrales cada 40 segundos. No tomes demasiadas copas y cócteles para aumentar la longevidad y la calidad de tu vida.

Cáncer

Para las mujeres es esencial mantener los niveles de estrógeno bajo control, incluso después de haber experimentado la menopausia. Los estudios muestran que las mujeres posmenopáusicas con niveles más altos de estradiol, un tipo de estrógeno, tienen un mayor riesgo de desarrollar cáncer de mama. El consumo de alcohol aumenta los niveles de estrógenos en la sangre, por lo que cuanto más ingieras, más te pones en peligro. En general, limitar la cantidad que bebes reduce drásticamente las posibilidades de desarrollar numerosos tipos de cáncer.

Hipertensión

Reducir la cantidad de bebidas que tomas es una forma de disminuir la presión arterial . Si eres de los que bebes poco o de forma moderada es menos probable que te veas afectado. Sin embargo, si tomas más de una copa al día, bajar la cantidad de lo que ingieres puede conducir a unos niveles más bajos de presión arterial y tener un efecto similar a lo que hace una dieta y ejercicio en tu cuerpo.

Acné

No, no has vuelto a tu adolescencia. La Asociación Española de Dermatología y Venerología (AEDV) afirma que un 12% de mujeres y un 3% de hombres continúan teniendo granos en la edad adulta. Es evidente que tocarse la cara con las manos sucias, hablar mucho por el móvil –se deja en cualquier lado– y acostarse sin desmaquillar son hábitos de higiene inadecuados que acaban obstruyendo los poros con suciedad, grasa y bacterias.

En el caso de las mujeres es posible que no vean los síntomas de la menopausia hasta que cumplan los 50, pero tras los 40 podrían comenzar a experimentar algunos cambios hormonales. Estas causan acné y aunque están indirectamente conectados, el consumo de alcohol afecta las hormonas, lo que a su vez puede afectar su piel.

Menos esperma

La paternidad española sigue atrasándose cada año. La media de nuestro país llega por primera vez a los 32 años, según el último informe del Instituto Nacional de Estadística (INE). El aumento no cesa desde que primero se recogieran datos en 1976, cuando la media de edad para ser madre se situaba en 28.5 años.

Practica yoga, meditación y masajes, son alternativas saludables para lidiar con cualquier cambio en la mediana edad

Con estos datos, si cada año sigue aumentado y quieres convertirte en padre,lo vas a tener bastante difícil. Beber alcohol está relacionado con una tasa de fertilidad más baja. Si tú y tu pareja estáis tratando de tener un hijo y vuestro consumo de alcohol es alto, baraja otras opciones para tenerlo porque las probabilidad son pequeñas. No importa la edad que tengas, los estudios muestran que se debe evitar por completo cuando se trata de concebir.

Tripa cervecera

No solo engorda, sino que el alcohol tiene lo que se conoce como calorías vacías, es decir, que no aportan prácticamente ningún nutriente. Cada gramo que ingieres aporta, de media, 7 calorías. Es una cantidad menor que las grasas, que aportan 9. Pero la diferencia está en que estas son necesarias para el cuerpo y las calorías que aporta el alcohol no sirven para nada.

Después de haber experimentado un par de décadas de vida adulta, el estrés se acumula. Tu metabolismo también se ralentiza un 5% por cada década después de llegar a los 40 y, por sorpresa, te das cuenta de que es aún más fácil ganar peso. Tu hígado ve el alcohol como una toxina y prioriza primero su descomposición, incluso antes de las calorías provenientes de la grasa y las proteínas. Esto hace que las calorías estén disponibles lleguen a tu cuerpo de una forma más rápida que otras materias digeribles, pero también significa que la grasa se almacena mucho más rápido.// El Confidencial